Buque-prisión Cabo Quilates

Descripción de los sucesos

Fecha: –
Dirección: Atracado en la Dársena de Portu

En Barakaldo, las personas que se habían significado contra el Gobierno de la República y contra la legalidad vigente, o se habían posicionado en contra del movimiento nacionalista vasco u obrero, o a favor de la iglesia habían acabado presos y estaban encarcelados en el buque-prisión Cabo Quilates a la espera de juicio. En total, se estima que había unos 700 presos.

A partir de septiembre de 1936, los aviones del bando nacional empezaron a bombardear con mayor frecuencia e insistencia a la población civil. Como represalia a estos bombardeos y tal y como cuenta Koldobika López, el Cabo-Quilates fue asaltado.

Existieron dos asaltos; el primero fue el 25 de septiembre de 1936 fruto del bombardeo de la aviación sublevada contra Bilbao y costó la vida a 50 presos, el segundo, fue el 2 de octubre y estuvo incitado por los marineros del Jaime I, después de enterarse de que los buques franquistas Canarias y Almirante Cervera, habían atacado y hundido el 29 de septiembre al destructor republicano Almirante Ferrándiz. Este segundo asalto provocó la muerte de unos 31 presos.

Una de las muertes provocadas en el primer asalto fue a Fernando María de Ybarra, marqués de Arriluce precisamente en un barco de su familia, la compañía Ybarra.

El buque-prisión Cabo Quilates estaba atracado en la dársena de Portu, en Barakaldo. En la actualidad existe un monumento en homenaje a los presos asesinados en el Buque Prisión Cabo Quilates.

FUENTES:
LÓPEZ, Koldobika (2016). La Guerra Civil en Barakaldo. Once meses de resistencia. Bilbao: Ediciones Beta.

Referencia del lugar

Este barco estuvo atracado en la Dársena de Portu

Estado de conservación

No existe

Fotografía antigua

Fotografía reciente

Close

Visit Barakaldo

Barakaldo Turismo

Close